POLLO FRITO ESTILO SUREÑO - RECETA ORIGINAL CON BUTTERMILK

Si seguís las recetas de mi blog ya sabréis a estas alturas que en mi recetario no abundan las frituras, pero hoy voy a hacer una excepción con este pollo frito al estilo sureño y os voy a explicar las razones. 

En  mi último viaje a Nueva York recalabamos a menudo en nuestro querido café 53 que, como no, está en la calle 53 entre la 7a y la 6a, no es que fuera nuestro, claro que no, pero es un sitio agradable en el que se puede comer por un precio asequible y que tiene una oferta de fruta y de platos bastante saludables que se pueden comer allí o llevártelos  para comer en casa.

Uno de los platos que preparaban a diario es el pollo frito al estilo sureño. La casualidad quiso que una noche de esas pusieran en la tele la película "criadas y señoras", no sé si la habéis visto, es una película que trata de personas y de abusadores en una época y un lugar (Mississipi) en el que el racismo estaba presente en la vida cotidiana con crudeza. Ya la había visto en castellano pero esa noche la vi en inglés y pensé, ¿porqué no hacerle un homenaje a Minny (una de las protas de la peli y la mejor cocinera de la zona a la que nunca se le quemaba el pollo al estilo sureño, hasta que un día se le quemó) y a todas aquellas mujeres? y bueno, pues aquí está, mi pollo a la sureña siguiendo una receta clásica de las de allí sacada de una de las biblias de cocina americana. 

Este pollo es un pollo especiado, de las especias y el picante que le eches dependerá el resultado final, hazlo a tu gusto pero yo te aconsejo que seas generosa y le des un poco de vida y te permitas un poco de picante porque es así como lo comen allí. 

Por otro lado va a tener un marinado muy largo, toda una noche, en buttermilk, si no tienes a mano, ya que en estos lares no es fácil de encontrar, podrás hacerla echándole limón a la leche a temperatura ambiente. 

INGREDIENTES:

Butter milk, o leche y zumo de limón (tiene que ser una cantidad suficiente para sumergir el pollo en ella)
Pollo troceado, o bien un pollo entero que trocearas
Sal
Pimienta
Pimentón picante
Otras especias que quieras añadir
Pan rallado
huevo (para rebozar)


MODO DE HACER

1. Preparar la buttermilk, salpimentar el pollo y disponerlo en un recipiente y verter la buttermilk por encima hasta que cubra el pollo, filmar el recipiente y dejarlo reposar en la nevera durante toda la noche. 
2. Añadir al pan rallado, el pimentón picante, un poco de pimienta y el resto de las especias que hayamos elegido para añadirle. Batir los huevos para rebozar.
3. Sacar las piezas de pollo de la buttermilk pasarlas por el pan rallado, después por el huevo y nuevamente por el pan rallado.
4. Freir en el aceite caliente, debe de estar caliente pero cuidado de no quemarlo. También hay que tener cuidado porque al introducir muchas piezas de pollo en la sartén a la vez puede bajar la temperatura del aceite y eso no es interesante. 
La fritura tiene que ser prolongada (unos 15 minutos) y en aceite de temperatura constante. 
5. Sacar sobre papel absorbente para quitar el exceso de grasa.

A este pollo le va genial la salsa barbacoa o cualquier tipo de salsa, pero no es necesario, es a la vez crujiente y jugoso y con la cobertura especiada que lleva no necesita la adición de sabores añadidos. No es para comer todos los días pero es rico y, si lo haces bien, te quedará muy jugoso. 


Imprimir artículo

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Es un placer encontrarte y poder leerte. Tus comentarios me permiten saber que estás ahí y me animan a seguir. Gracias!