CLAFOUTIS DE CEREZAS - RETO ALL FOR ONE Nº 29

Ya es día 14 y ya toca publicar el reto de las chicas "All for one" , este mes la propuesta era: clafoutis de cerezas. Es un postre rústico cuyo origen es la región de Limousin (Francia), sencillo de hacer, muy típico de esta época, con mucho aroma a vainilla, cuya base son las cerezas y que conlleva una polémica: ¿deben quitarse los huesos a las cerezas?, la tradición dice que no, que los sabores son mucho más concentrados si no se abren las frutas y se cocinan enteras. Los puristas dicen que es un error quitárselos. Pero como el encontrarse con los huesos y tener que ir retirándolos según se va comiendo no es especialmente agradable, pues hay muchos defensores de quitar los huesos.

Yo he decidido hacer la receta tradicional con todas sus consecuencias (es decir con los huesos de las frutas), además, a mi no me molesta demasiado ir quitando huesos.

La receta tradicional que he elegido es la de Ladurée, tahona abierta en París en 1862 que se convirtió posteriormente en una pastelería artesanal, en la que incluso Pierre Hermé estuvo de pastelero jefe hasta 1998.  



INGREDIENTES:

300 g de nata
300 g de leche entera
1 vaina de vainilla
175 g de azúcar
50 g de harina
50 g de maicena
un pellizco de flor de sal
3 huevos enteros
2 yemas de huevo
500 g de cerezas

MODO DE HACER:

Se pone en un cazo la leche y la nata junto con la vaina de la vainilla abierta y raspada. Se deja infusionar cerca de 30 minutos cubierto.

Calentar el horno a 170º

Mezclar la harina, la maicena, la sal y el azúcar

Añadir los huevos y las yemas bien batidos.

Mezclar con la infusión de nata, leche y vainilla una vez que se ha enfriado.

Engrasar y enharinar el molde (o moldes individuales) que se vaya a utilizar, poner las cerezas de tal forma que se cree una capa que cubra totalmente el fondo el molde.

Verter por encima de las cerezas la mezcla de la masa.

Hornear a 170ºC una media hora. (Ojo si lo hacemos individual o en un molde muy alto, en ambos casos deberemos adaptar el tiempo de cocción.

Se suele espolvorear azúcar glas por encima.


Alternativas:  
  • Yo he elegido la receta original pero te quedará muy rico si le añades unos 100 g de almendra molida.
  • Otra posibilidad es forrar el molde con una base de tartas, de esta forma te quedará más "armado"
  • Igualmente puedes usar otras frutas que no sean cerezas pero.... ya no sería una cafloutis, sería una flaugnarde!

Este es el último reto "all for one" antes del verano, volveremos en septiembre, nos os perdáis las propuestas de cafloutis de mis compañeras de reto:

Buen verano chicas!

Imprimir artículo

4 comentarios :

  1. ja ja ja ja...pues yo soy de las que han quitado huesos ja ja pero la próxima vez, los haré con huesos a ver que tal ja ja..me encanta tu receta y tus fotos, un besico guapa y nos vemos en Septiembre

    ResponderEliminar
  2. Qué ricos Magdalena, nosotras también los hicimos en su día con las cerezas sin deshuesar y en formato mini.
    Éstos tuyos se ven deliciosos.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  3. Te ha quedado preciosa y seguro que deliciosa. La verdad que con los huesos cambian mucho, parece una tontería...

    ResponderEliminar
  4. se ve de vicio!!tiene una pinta deliciosa
    besitos

    ResponderEliminar

Es un placer encontrarte y poder leerte. Tus comentarios me permiten saber que estás ahí y me animan a seguir. Gracias!