ROSCOS DE VINO UN DULCE TÍPICO DE NAVIDAD

Seguimos con las recetas de dulces de Navidad. Hoy toca los roscos de vino, este dulce tiene fans y detractores. He oído muchas veces que los roscos de vino son los únicos que se quedan en el paquete de polvorones para el final porque no los come nadie, que están secos...


Pues bien, siempre digo lo mismo, prueba mi receta y luego me cuentas si te gustan los roscos de vino o no. Los que no te gustan son los comerciales, que, efectivamente hay veces que están un poco secos. 
Ya verás como son fáciles de hacer, y muy ricos. Además puedes aprovecha a hacerlos con los niños porque podrán "meter las manos en la masa" y también usar el rodillo, cortarlos, dejándo para ti el tema de tostar la harina y hornearlos. 

Con las cantidades que te doy salen 20 unidades.

INGREDIENTES

150 g de harina de fuerza
150 g de harina de trigo floja
50 g de sésamo tostado
120 g de azúcar glas (60 para la masa y 60 para espolvorear al final)
125 g de manteca de cerdo
¼ de cucharadita de canela
1 cucharadita de anís
125 g de vino moscatel



MODO DE HACER
1. Precalentar el horno a 180ºC.
2. Mezclar las dos harinas con el sésamo y  tostar en el horno durante unos 25 minutos, o hasta que estén ligeramente doradas.
3. Incorporar a las harinas la canela y 60 gramos de azúcar glas. Mezclar. A continuación añadir la manteca de cerdo e integrar.
4. Agregar el moscatel  y el anís, y amasar hasta conseguir una masa homogénea.
5. Extender la masa en sobre un papel de horno y con ayuda de un rodillo se amasa hasta que la masa tenga un centímetro de grosor.
6. Cortar los roscos con un cortapastas redondo y hacerles un agujero central.
7. Hornear durante unos 15 minutos o hasta que estén ligeramente dorados, sacar y dejar enfriar sobre una rejilla.
8. Rebozar con el azúcar glas restante. 

Imprimir artículo

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Es un placer encontrarte y poder leerte. Tus comentarios me permiten saber que estás ahí y me animan a seguir. Gracias!